Nuestro Centro Tecnológico recibe decenas de consultas técnicas a la semana. Lo que nosotros hacemos es examinar la junta desde un análisis de la causa raíz para encontrar la solución adecuada.

El análisis de la causa raíz (RCA, por sus siglas en inglés) es un método de resolución de problemas que tiene como objetivo identificar las causas subyacentes de los problemas o incidencias, basándose en el principio de que la mejor manera de resolver los problemas es corrigiendo la causa subyacente, en contraposición con otros métodos que se centran en abordar los síntomas de los problemas.

Las causas subyacentes se abordan mediante medidas correctivas para minimizar la posibilidad de que se vuelva a repetir el problema.

Sería utópico pensar que una sola medida correctiva puede evitar por completo que se repita el problema. Por ello se considera a menudo que el análisis de la causa raíz es un proceso iterativo.

Nosotros usamos el análisis de la causa raíz como una herramienta para la mejora continua.